DEFINE TU PÚBLICO OBJETIVO

Antes de saber cómo definirlo tenemos que tener claro que el público objetivo o target es un grupo de personas que tiene las características de los individuos que consumen nuestro servicio o producto.

Toda estrategia de marketing esta creada según el nicho de mercado del que quiere beneficiarse, no es lo mismo dirigirnos a una mujer de 46 años que a un adolescente de 15 años.

Podemos definir nuestro target segmentando edad, sexo y nivel socioeconómico de entrada, y luego ir añadiendo otros criterios de segmentación, cómo los criterios psicográficos, que nos faciliten más información.

Una vez que tengamos estos criterios bien definidos nos toca indagar ¿Cómo?  Usando herramientas de investigación de mercado cómo por ejemplo las encuestas que nos van a permitir obtener muchos más datos.

De todas formas, hay que considerar que las preferencias y necesidades del consumidor van a ir variando, por lo tanto, hay que atender a las nuevas tendencias de consumo para adaptar nuestras estrategias de marketing a las necesidades reales del mercado.